Alexandra Artahona CrossFit

Fuente: Instagram Alexandra Artahona

La gimnasia es uno de los deportes más antiguos, y comprende una serie de ejercicios con distintos niveles de dificultad e involucra en conjunto, fuerza, flexibilidad, agilidad, coordinación y elegancia. Es uno de los deportes que nos encanta observar en las competiciones olímpicas, pero llegar a ese escenario supone un largo camino de sacrificios, con lecciones valiosas y difíciles de olvidar para quienes deciden practicarlo.  

Gimnasia Olímpica

Fuente: We Heart It

Generalmente, se comienza con esta práctica desde muy temprana edad y se necesitan varias horas de dedicación cada día para desarrollar la destreza requerida y el nivel de competitividad deseado. Cada programa debe estar acorde a las habilidades de cada persona y género.

Una de las principales destrezas a desarrollar es la flexibilidad, esto no se logra de la noche a la mañana, se requiere trabajo constante para observar pequeños progresos diarios. Se debe prestar atención a las áreas de mayor resistencia, generalmente las posiciones que más nos cuestan son las que más necesitamos trabajar.

Fortaleza: no sólo debemos ser flexibles sino desarrollar fuerza para sostener el peso de nuestro cuerpo y alcanzar las posiciones deseadas. Para ello, se deben trabajar los músculos con pesas o ejercicios que impliquen utilizar el propio peso. Nuevamente, la constancia es determinante, pero también aprender a escuchar el cuerpo para dar el descanso necesario y respiro a los músculos.

Baile Gimnasia

Fuente: Instagram Alexandra Artahona

Es probable que muchas gimnastas complementen su entrenamiento con otras actividades —como el baile— ya que esto suministrará otras habilidades y características que pueden ayudar a elevar el nivel de sus presentaciones.

Existe una delgada línea entre el miedo y la comodidad de realizar algún ejercicio. Puede ser que el miedo sea tan grande que nos paralice y  conduzca a cometer algún error. En el otro lado, la sobre confianza también puede hacer que se genere una lesión. Se requiere un gran trabajo mental para hallar el punto medio, el combustible necesario para permitirnos ejecutar la actividad, sin dejar que el miedo nos invada. Aunque generalmente se compite en equipos, se trata de retos individuales que se deben superar.

La competitividad es determinante en esta actividad, tratar de vencer nuestros propios obstáculos día a día,

Limites Gimnasia

Fuente: We Heart It

y más tarde, evidenciar lo que somos capaces frente a otras personas. Esto puede ser el detonante perfecto para entrar en el estado de “flow”: enfrentarse a un reto con un nivel de dificultad elevado pero con la convicción de que se tienen las habilidades y destrezas necesarias para superarlo de manera exitosa.

El libro de Dan Millman “El camino del Guerrero Pacífico”, el cual inspiró la película “El Guerrero Pacífico”, relata la búsqueda de un joven gimnasta por alcanzar un desempeño fuera de serie a través de las enseñanzas de un misterioso personaje quien le recuerda que debe deshacerse de muchas ideas preconcebidas que tiene en su mente, y lo confronta con uno de los aspectos más dañinos del ser humano: “El ego”. Un fragmento del libro sobre algunas de las lecciones que debe aprender, expresa lo siguiente:

“Debes utilizar todos los conocimientos que tienes, pero ser consciente de tus limitaciones. El conocimiento por sí sólo no es suficiente, si no le pones corazón. Todo el conocimiento que adquieras, no va a nutrir o alimentar tu espíritu, traer tu felicidad o la paz definitiva. La vida requiere más que conocimiento, demanda una sensación constante e intensa de energía. Para volver a la vida se requiere acción además del conocimiento”.

Y continúa describiendo una experiencia de flow: “Por supuesto que es posible, que vivas la experiencia de la mente de un guerrero en ocasiones, firme, flexible, transparente y libre de toda duda. Se puede desarrollar el cuerpo de un guerrero: ágil, flexible, sensible y lleno de energía. En momentos excepcionales, incluso se puede sentir el corazón de un guerrero, amante de todo y todos los que aparecen delante de ti. Pero estas cualidades están fragmentadas en ti. El reto es integrarlas.” Ese también es nuestro reto, llegar a tener experiencias constantes de “flow”.

Gimnasia urbana

Fuente: We Heart It

Nada de esto puede lograrse sin “disciplina”.  Como hemos visto, la práctica, un número importante de repeticiones son necesarios para que el cuerpo aprenda cómo debe reaccionar. Cada caída debe motivarnos a intentarlo una vez más. ¿La recompensa?: Superar nuestros propios límites, alcanzar nuevos records, hacer posible lo que parece imposible, aprender a sentirnos cómodos con lo incómodo.

Viendo todo esto, es lógico pensar y entender cómo una persona puede quedar totalmente enamorada de esta actividad. Se cree que las personas que practican gimnasia desde muy temprana edad desarrollan habilidades que son aplicables a la vida misma, tales como una capacidad elevada para resolución de problemas y una excelente coordinación, adicional a la disciplina y constancia para cualquier proyecto que emprendan.  Por otro lado, algunos estudios demuestran que existe un riesgo alto de experimentar lesiones en este deporte, especialmente las mujeres y niños.

Este fue el caso de Alexandra Artahona Camero, “Ale” para sus seres más cercanos, una joven venezolana  de 27 años quien practicó gimnasia durante un largo período de su vida y que tuvo que alejarse de ella debido a una lesión. Alexandra, buscó durante largo tiempo —de manera infructuosa— alguna actividad que lograra compensar lo que la gimnasia le brindaba, hasta que encontró el CrossFit, una práctica que está ganando popularidad en nuestros días.

Gimnasia y Crossfit

Fuente: Instagram Alexandra Artahona

El CrossFit se define como un entrenamiento funcional, variado y de alta intensidad, que combina movimientos de diversas disciplinas —entre ellas gimnasia—  con el propósito es desarrollar habilidades y competencias como: resistencia cardiovascular, fuerza, flexibilidad, equilibrio, velocidad, coordinación, entre otros. Para lograrlo, los entrenamientos han de ser variados de manera constante, cambiando escenarios y combinaciones, de esta manera, el cuerpo no se acostumbra a generar una única respuesta sino que debe prepararse para lo desconocido.  Una de las características de esta práctica es la individualización, es decir, cada entrenamiento se enfoca en las capacidades y límites personales.

Gimnasia y Crossfit

Fuente: Instagram Alexandra Artahona

Con sus propias palabras, Alexandra nos relata cómo pasó de la gimnasia al CrossFit:

“Desde pequeña he sido muy inquieta por lo que mis padres rápidamente me inscribieron en varios deportes, uno de ellos fue la gimnasia artística, que comencé a los 4 años, fui gimnasta por 12 años y tuve la oportunidad de representar al estado Carabobo y a Venezuela en varias ocasiones. Luego de sufrir una lesión en el tobillo, me retiré de la gimnasia y me enfoqué en terminar mi carrera de bachiller y a su vez, comencé una nueva búsqueda por un deporte o actividad recreativa que me apasionara de la forma que la gimnasia lo había hecho. Pase desde gimnasios, deportes al aire libre, yoga, danza y música pero ninguna me aportaba ese extra de reto, esfuerzo y superación constante que la gimnasia me había enseñado. En el 2014 terminando mi carrera universitaria, una amiga me insiste en que pruebe en una disciplina nueva en el país, llamada CrossFit y ahí me enamoré de esto que practico y enseño.”

Alexandra, quien se encuentra actualmente impartiendo clases especializadas de gimnasia aplicada al CrossFit en diferentes lugares de Venezuela  y a su vez, se prepara para competir en Miami el año próximo, ha decidido compartir un poco de su viaje con nosotros a través de las respuestas a nuestro CuestioFlownario. Te invitamos a leerlo y aprender un poco de las motivaciones y lecciones de esta chica alegre, enérgica, talentosa, competitiva e  inspiradora. No dejen de seguirla en su cuenta de Instagram @alexa301190 para conocerla un poco más. Si se sienten inspirados, intenten alguna de estas actividades! Y si les gusta este artículo no duden en compartirlo en las redes sociales!.

Cuestioflownario

  1. Actualmente, ¿A qué te dedicas? Trabajo gerente de compras de grupo de empresas gastronómicas pero me dedico a dar clases de CrossFit y soy atleta de competencia de Black Box Venezuela, que es mi segundo hogar.
  2. ¿Hace cuánto tiempo trabajas en eso? Desde hace 2 años.
  3. ¿Cómo descubriste que querías dedicarte a eso? Lo descubrí a los 3 meses que empecé a entrenar en esta disciplina y vi que todos los días hacíamos una rutina de ejercicios diferentes, que cada día era un reto nuevo y que cuando media mis marcas, la competencia con el resto pasaba a un segundo plano porque realmente la competencia era conmigo misma para ser mejor, hacer más ejercicios y de mayor dificultad. Y luego a los 6 meses fui a mi primera competencia nacional de CrossFit, en la categoría más baja quede en puesto 12 de 40 atletas. Ahí comprendí que no solo quería practicarlo como mi deporte sino como mi forma de vida.
  4. ¿Cuánto tiempo te has preparado para ejercer tu profesión o dedicarte a ese oficio? Realmente desde que empecé a practicar CrossFit, empecé a estudiar ya a leer sobre la misma, lo que serían 2 años y 10 meses.
  5. ¿Cuántas horas de práctica dedicas para mejorar lo que haces? Diariamente 2 horas en promedio, 6 días a la semana.
  6. ¿Por cuánto tiempo más te ves haciéndolo? Hasta que la salud me lo permita.
  7. ¿Quieres aprender otras cosas? ¿Cuáles? Me encantaría aprender sobre atletismo y escalar.
  8. ¿Has tenido alguna experiencia de “flow”?
  9. ¿Con qué o cuáles actividades? Cuando compito y logro terminar la rutina, o logro levantar un peso. Cuando logro que alguno de mis alumnos logre hacer un ejercicio que no podía realizar.
  10. ¿Con qué frecuencia tienes ese tipo de experiencias? Casi todas las semanas
  11. Las experiencias de “flow, ¿son controladas o te ocurren de manera aleatoria? Algunas son planificadas otras se dan de manera aleatoria
  12. ¿Qué te apasiona? ¿Qué te gusta hacer? Me encanta ejercitarme, sentirme viva, dar clases y planificar eventos.
  13. En tu día a día, ¿qué haces para ser feliz? Hago CrossFit y doy clases a personas de todas las edades.
  14. ¿Qué mensaje le darías a una persona que quiere tener más experiencias de “flow”? Piensa que actividad harías sin que te paguen y con una sonrisa en la cara y dedícale una o dos horas.
  15. ¿Recomendarías a otras personas hacer lo que tú haces? Si, sin dudarlo, yo creo que el CrossFit es para todos.
  16. ¿Qué es el éxito para ti? Es un estado de ánimo positivo que te hace sentir que eres importante para tu entorno como para ti mismo.
  17. ¿Te consideras una persona exitosa?
  18. Si tuvieras que hacer una distribución de tu día entre actividades/tiempo ¿Cómo sería? 6 Horas de trabajo y 6 horas de actividades recreativas.
  19. ¿Te gustaría que esa distribución fuera diferente? ¿Qué cambiarías? No, actualmente tengo una distribución parecida y siento que es parte de porque me siento bien con lo que hago
  20. ¿Cómo te ves en los próximos 10 años? Dando Clases de CrossFit, trabajando ya sea en el ámbito gastronómico o en el deportivo.
  21. ¿Cómo logras los objetivos que te propones? Con planificación
  22. ¿Practicas la visualización? Sí, todo el tiempo.
  23. ¿En qué actividades te apoyas cuando tienes dudas sobre tu rendimiento? A veces en los mismos entrenamientos, otras veces, busco otros deportes que complementen lo que necesito o busco actividades mucho más relajadas como yoga, Pilates, telas para ayudar a despejar la mente
  24. ¿Alguna vez te has cuestionado lo qué haces?
  25. ¿Te gustaría cambiar de oficio?. En caso afirmativo ¿A cuál? No sé si sería cambiar pero si me gustaría seguir creciendo en todo lo que hago, ya sea gerenciar o dar clases.
  26. ¿Qué actividades realizas para cuidar tu mente, cuerpo y espíritu? Hago CrossFit y ayudo en lo que puedo en mi entorno.
  27. Como persona, ¿Qué te diferencia del resto? ¿Qué te hace especial? Doy siempre el 100% en todo lo que hago, me encanta innovar, buscar nuevos caminos, generar cambios, salir de la zona de confort.
  28. Una persona que te inspire: Mi mamá.
  29. Un hábito que no cambiarías: Ejercitarme
  30. Si pudieras dar un mensaje a las personas que se sienten inspiradas por lo que tú haces, ¿cuál sería? Haz siempre un deporte o actividad que te haga emocionar como cuando eras un niño, que ningún “no puedo” limite tu vida y hazlo siempre con una sonrisa en la cara.

Buen flow para todos y un abrazo!